La electricidad: Un recurso de primera necesidad que debe ser para todos

Democratizar la energía es posible porque los recursos renovables son muy diversos y están repartidos por todo el mundo”. 

Sergio de Otto, Secretario general de Fundación Renovables 

La Real Academia Española define como democracia, en primer lugar, a un “Sistema político en el cual la soberanía reside en el pueblo, que la ejerce directamente o por medio de representantes”. En su tercera definición establece que es una “Forma de sociedad que reconoce y respeta como valores esenciales la libertad y la igualdad de todos los ciudadanos ante la ley”, ¿por qué democratizar entonces la energía eléctrica?  

Por su parte, la electricidad es un recurso de primera necesidad al cual todos deberíamos tener acceso y, más aún, tomando en cuenta el sistema político en el que vivimos en México: una democracia. 

De acuerdo al informe realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en 2018, el 99% de las viviendas en México tienen electricidad. El dato fue calculado con base en una muestra de un total de 32 047 viviendas, sin embargo, en la nota “Con nuevo modelo de clases, casi 2 millones están sin electricidad”, publicada por La Jornada en 2020, señala que alrededor de 2 millones de habitantes en México no tienen acceso a este recurso siendo Chihuahua el estado mayormente afectado: 

Estado Comunidades sin energía
Chihuahua1445 
Chiapas805
Durango805
Guerrero569
Veracruz534

Además, el mismo informe del INEGI menciona que tan sólo el 0.25% de las viviendas cuenta con energía solar instalada. En ambas publicaciones se hacen visibles los problemas que aún tenemos como sociedad democrática anulando nuestro derecho de igualdad, pues la imposibilidad a la electricidad implica barreras socioeconómicas y ambientales urgentes de atender, pues además de que en la mayor parte del país y el mundo el uso de energía fósil es mayoritario, factor que contribuye al daño climático, el no haber electricidad en zonas, principalmente rurales, encarece o anula el derecho a su acceso. 

¿Cuántas actividades son realizadas gracias a la electricidad? El ejemplo más cercano con el que nos encontramos es la aproximación a la educación, durante 2020 atravesamos por la contingencia por sars-cov-2, lo que nos llevó a reestructurar nuestras formas de vida y la educación, entre otras actividades, se tuvo que adaptar a la modalidad en línea, ¿cuántos estudiantes fueron negados a esta reestructuración, resultado de la inaccesibilidad a un recurso de primera necesidad? 

Otro de las consecuencias son los fallecimientos a causa de la contaminación por energía renovable contaminante, como la leña y el carbón. En la nota publicada por El País, “El 13% de la población mundial aún no tiene acceso a la electricidad”, menciona que a nivel mundial, 4 millones de personas mueren por este tipo de contaminación, pues el riesgos de respirar aire contaminado producido por estos combustibles es desarrollo de enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) presente mayormente en mujeres de acuerdo a la publicación “Enfermedad pulmonar obstructiva crónica por humo de leña: ¿un fenotipo diferente o una entidad distinta”, de la Fundación Neumológica Colombiana, Universidad de La Sabana, Bogotá, Colombia. 

Actualmente, regiones como Texas, Kentucky, Arizona, Michigan, California, Colorado, Berlín y Londres, están tomando medidas para no sólo democratizar la energía, sino generarla de manera sustentable. Por nuestra parte, como una empresa mexicana nos preocupamos por la transición de un mundo impulsado por energías limpias, nuestra alternativa lleva más de nueve años desarrollando e innovando tecnología fotovoltaica en pro de la justicia climática y social. Nuestro compromiso es apoyar a México reduciendo recursos gastados en energías contaminantes. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.